Would you like to know more about …

Caso de estudio: LiderazCo y la crisis del COVID-19

Reto:

Más del 40% de la economía panameña es informal. Los 196,000 vendedores ambulantes que trabajan en la ciudad de Panamá están sobrerrepresentados en comunidades como Santa Ana, donde operamos.

Las medidas de aislamiento implementadas para evitar la continua propagación masiva del COVID-19 eliminaron de inmediato y por completo los ingresos de muchos de estos trabajadores, cuyos ciclos de ventas diarias les dejan poco o ningún ahorro al que recurrir. El gobierno tardó en proporcionar asistencia material, y las ONG que querían ayudar no contaban con la experiencia ni los contactos locales para distribuir efectivamente la asistencia.

giphy

Solución:

Parte de nuestra visión como empresa enfocada en la revitalización urbana implica la estructuración de redes comunitarias sólidas y multisectoriales que logren resiliencia a través de la autoorganización. Durante más de dos años, hemos promovido la cooperación comunitaria a través del colectivo Santa Ana Lidera, que incluye empresas, fundaciones, agencias gubernamentales y líderes comunitarios.

El programa LiderazCo, un pilar central de este trabajo colectivo, recluta y capacita a líderes comunitarios, forjando la confianza y la motivación necesarias para abordar los problemas complejos que enfrenta la comunidad. Este esfuerzo rindió frutos cuando notamos que la pandemia comenzaba a dejar rápidamente a los residentes más vulnerables de Santa Ana sin alimentos y artículos de necesidad básica. La estrecha relación entre líderes comunitarios, empresarios, ONG y autoridades gubernamentales locales, lograda a través de capacitaciones de liderazgo y empoderamiento, facilitaron la rápida movilización de recursos.

Fundación Casa Santa Ana, una de las ONG que forma parte del colectivo, puso en marcha la campaña #DaSiPuedes, dirigida a recolectar fondos, comprar alimentos y entregarlos a nuestros vecinos de Santa Ana. LiderazCo convocó a líderes comunitarios para investigar la situación actual de las familias e informar sus necesidades al departamento de enlace comunitario de Conservatorio, que luego reclutó taxistas para recoger las donaciones. Unidades de la Policía Nacional y el personal del centro de salud local del Ministerio de Salud de Panamá también apoyaron en la logística de entrega de las bolsas de alimentos, permitiendo que la ayuda llegara rápidamente a las familias, madres solteras y ancianos más afectados debido a las medidas de aislamiento por el virus COVID-19.

Por importante que haya sido la asistencia material inmediata, la confianza que la red estableció internamente y con la comunidad puede ser aún más impactante a largo plazo.

Resultados:
1500 familias auxiliadas
43 voluntarios comunitarios activos
14 organizaciones comunitarias trabajando juntas
...Miles de bolsas de comida entregadas...

Artículos relacionados